Promovemos la creación y promoción de ciudades de derechos humanos en de los gobiernos locales

FERNANDO INCHÁUSTEGUI

20/01/2021

La Secretaría de Gobernación, a través del Instituto Nacional para el Federalismo y el Desarrollo Municipal (Inafed), conjuntamente con la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), la Dirección de la Agenda 2030 de la Oficina de la Presidencia de la República, y la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura en México (Unesco), realizaron el diálogo virtual "Ciudades de Derechos Humanos”, con el fin de promover el papel de los gobiernos locales en la creación y promoción de ciudades de derechos humanos.· 

Durante la inauguración, en el marco del ciclo de conferencias virtuales ‘El Derecho a la Ciudad’, el director general adjunto de Fomento y Desarrollo del Federalismo del Inafed, ErnestoRodríguez Sáenz, destacó que las ciudades se tienen que ver como los territorios articuladores de actividades e impulsoras de los derechos humanos, asumidos como valores y principios rectores de la acción pública. 
 
Por ello, desde la Secretaría de Gobernación “hemos sumado esfuerzos por mejorar nuestras ciudades en estrecha colaboración con otras dependencias como la Sedatu, convocado a especialistas para que, a partir de la visión del Estado mexicano, de su marco normativo, se puedan elaborar compromisos, políticas públicas, lineamientos y aplicar una serie de herramientas que ayuden a concretar los derechos humanos en las ciudades”. 
 
Por su parte el director general adjunto de la Dirección General de Política Pública de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación, Diego Rodríguez Eternod explicó el tema del Derecho a la Ciudad como un conjunto de derechos que permiten habitar espacios inclusivos, sostenibles y democráticos para vivir en condiciones de bienestar; y cómo se conecta con la política pública nacional, cuyo principal instrumento -dijo- es el Programa Nacional de Derechos Humanos. 
 
Destacó que, según la Encuesta Intercensal 2015 del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), en México 92 millones de personas habitan localidades urbanas y 27.5 millones localidades rurales, esto significa que el 77 por ciento de todas las personas que viven en el país lo hacen en una zona urbana.
 
Agregó que, de acuerdo con ONU-Habitat, en 2017 había alrededor de 384 ciudades en territorio nacional, sin embargo, se estima que para 2030, habrá 961 ciudades en el país, por lo que se debe prestar atención a lo que sucede en las ciudades ya que cada vez cobran mayor relevancia.
 
En su intervención, la directora general de Desarrollo Urbano, Suelo y Vivienda de la Sedatu, Dolores Franco Delgado, destacó que en las ciudades en América Latina y por supuesto en México, persisten territorios con una gran cantidad de equipamiento y de los beneficios que brinda vivir de manera compacta y conectada; sin embargo, persisten zonas –principalmente periurbanas- que carecen de todos estos beneficios, con lo que se deteriora la calidad de vida de sus habitantes. 
 
“Lo que hacemos es reconocer el contexto de obligaciones que asume el Estado mexicano en el marco de la reforma del artículo primero de la Constitución Política; reconociendo las necesidades diferenciadas y pugnando por proponer estrategias que nos permitan atender de manera diferenciada las necesidades de las personas en el territorio”, detalló.Igualmente, puntualizó la importancia de utilizar al urbanismo como una herramienta que permita tratar de llevar al análisis duro y a la normativa la experiencia cotidiana que utilice como referencia la cadena de tareas de las personas. 
 
En tanto, la especialista en derechos humanos, Patricia Tappatá Valdéz, comentó que es indispensable saber y conocer del tema para que se pueda pensar en las políticas locales. “Todas y todos los funcionarios que tienen responsabilidades en la gestión local son los que están en la primera línea y quienes enfrentan cuestiones que nos confrontan una realidad particularmente complicada y por ello en materia de derechos humanos las acciones deben ser locales”. 
 
En el evento participaron el representante de la oficina de la Unesco en México, Dorian Rommens; más de 280 servidoras y servidores públicos municipales y estatales; así como representantes de organismos de desarrollo municipal de distintas entidades federativas del país.